Blogia
atravesdelespejo

ENFERMEDAD SIN ANTIDOTO

ENFERMEDAD SIN ANTIDOTO

La realidad, en realidad, no es muy apta para mi cerebro fantasioso.

Dicen por ahi que me adapto a todo tipo de situaciones y que parezco muy práctica y realista. En algun sentido es cierto, se llevar las situaciones, es quizas de las pocas cosas que se me dan bien. Pero francamente, me conozco y se que lo más acertado es decir que estoy enferma de mitos. No me los quito de la cabeza y vivo las cosas como si se tratase de una película, una canción, un libro. de hecho en mi cabeza suenan relatos constantes, de los movimientos, de las experiencias. Todo explicado literariamente. Todo.

He sido Katherine Blixen en Memorias de Africa, Mark Renton en Trainspotting, Matilda en Leon el profesional, el Sr. lobo en Pulp Fiction, la Celine de Antes del amanecer. He sido también Alicia en el pais de las Maravillas, habitante de Macondo, un hombre entregado al azar en cualquier novela de Auster, Albertine, la heroína de Proust. Y me faltarian muchos.

He sido tantas personas que a veces me olvido de quien soy yo. Malditos mitos.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

dragonfly -

Buenos días Marta.
A parte de todos esos mitos que han dejado un poso en tu mente, sobre todo eres tu, tu misma.
Un beso :*
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

thibor -

Alguien dijo que somos parte de todo lo que vivimos, de la gente que conocemos, de lo que leemos o de lo que vemos, yo también soy un mito, una nota a pie de pagina, una escena marcada, un poema subrayado, e sido Thibor el valaco, Mendez de crónica sentimental, un gamin de Vázquez Figueroa, De Niro con un corazón alado, el beso de una mujer araña, un coito en el delta de Venus y una felacion en el trópico de cáncer, e sido una maquina de follar con bukowski, una pincelada de dorian gray, un pasaje de ana frank y asta una vez fui un taxista furioso.
Nunca pierdas la capacidad de soñar, si tu alma tiene muchas capas mas interesante será descubrir como desnudarla poco a poco para llegar al centro, quien sabe, quizás algún día desayunes con diamantes o pasees en compañía de lobos, si encuentras el perfume, avísame y te llevare a la interzona mientras almorzamos desnudos
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres