Blogia
atravesdelespejo

Varanasi, Donde Todo Acaba, Donde Todo Vuelve A Empezar De Nuevo

Varanasi, Donde Todo Acaba, Donde Todo Vuelve A Empezar De Nuevo

18/11/2007

"Cuando yo era muy joven y tenia dentro esa ansia

de estar en otro sitio, las personas mayores

me aseguraban que al hacerme mayor se me curaria este prurito.

(...)

No ha habido ningun remedio eficaz"

JOHN STEINBECK, VIAJES CON CHARLEY


Varanasi, antigua Benares, Maha Shmashan Puri o "el fuego que no cesa jamas". El primer nombre de la ciudad fue Kashi, que signigica "el lugar que atrae a todo el mundo".

Llegamos aqui ayer por la manyana despues de una intensiva noche en un vagon de segunda clase del tren. A las 6 de la manyana, con el sol despuntando, pusimos por primera vez los pies en Varanasi.

Contra todo pronostico y desafiando todos mis temores, me encanta este lugar y comprender quiza al fin lo que representa. Los ghats (donde se realizan las abluciones o banyos rituales), las cremaciones de los muertos, su constante ambiente. Siendo el lugar escogido por todos aquellos que ven su fin cercano, Varanasi rebosa vida por todos sus rincones. Es imposible no emocionarse, viajando en barca al amanecer por el Ganges, contemplando el ritual hindu de purificacion o presenciando la cremacion de los cuerpos inertes.

Aqui vienen gentes de todos los lugares de la India, porque aqui se cierra el ciclo de las reencarnaciones. Es pues el final de todo lo que debe volver a comenzar.

Callejeamos sin rumbo, viendo asimismo, que se acerca el final de nuestro viaje. Los dias se hacen cortos y por otro lado siento que ha pasado una eternidad desde que llegue aqui. Puede que en Barcelona el tiempo transcurra de manera normal y todos tengais prisa porque pasen las horas. Aqui sin embargo, el tiempo se detiene. Me siento como si llevara fuera de la tierra mas de un anyo. Me cuesta creer que solo sean 18 dias. Es posible que a la vuelta me cueste ubicarme de nuevo en la realidad cotidiana.

Por lo pronto solo nos queda pasear por las callejuelas estrechas y llenas de vacas, intentar no tropezar con ningun excremento de bovino, sortear a los vendedores, tomar unos cuantos tes mas, presenciar la puja frente al Dasashwamedh Ghat hacia las seis de la tarde, quizas dar otro paseo en barca al atardecer. Y al caer la noche volver al hotel, justo delante del Ganges y fumar charas y tratar de ingeniar maneras para no salir de aqui. Manyana por la tarde partiremos hacia la temible Delhi y si las companyias aereas estan de nuestro lado (aunque esto es discutible) el martes por la noche volveremos  al hogar...

Por lo pronto solo nos queda Varanasi.


P.d1: Como exige la tradicion, me he purificado INVOLUNTARIAMENTE en el Ganges esta manyana, al resbalarme para subir a la barca y acabar con los pies dentro del rio sagrado, por otra parte el mas contaminado del mundo. Estoy bien, parece que no hay gangrena. Menos mal que me traje las botas. Jiajiajiaj...


"La India! Un continente con un potencial de riqueza excepcional, donde aun existian zonas y estratos de una pobreza abrumadora. Un pais de intensa espiritualidad y de violentisimos conflictos sociales, politicos y religiosos. Un pais de santos como Gandhi, Aurobindo, Ramakrishna, Vikenanda y de responsables politicos a veces odiosamente corrompidos. Un pais que fabricaba cohetes y satelites, pero en el que ocho habitantes de cada diez no se desplazaban mas que al paso de los bueyes que tiraban de carretas. Un pais de una belleza y de una variedad incomparables, y tambien horribles visiones como los barrios de chabolas de Bombay o de Calcuta.

Un pais donde lo sublime se codeaba a menudo con lo peor, pero en el que lo uno y lo otro eran siempre mas vivos, mas humanos y en ultimo termino mas atractivos que en cualquier otro lugar"

 

DOMINIQUE LAPIERRE, LA CIUDAD DE LA ALEGRIA

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres